jueves, junio 22, 2017

EL SINIESTRO ROSTRO DEL LIBRE MERCADO

A propósito de la mega-estafa del Grupo Gloria

 Y con que desfachatez le dicen al pueblo “vamos a cambiar la imagen de la vaquita del tarro de leche”, cuando lo que deben es sacar o desaparecer el producto del mercado e investigar al resto de productos Gloria, con sus diversas presentaciones. También, dicen que “es el consumidor quien tiene que leer bien la etiqueta para comprar tal o cual  producto”. Precisamente muchos lo leen, se emocionan y compran, influidos por las maravillas de componentes nutritivos químicos que dicen que contiene tal o cual producto. ¡Una verdadera tomada de pelo al consumidor!! 
Sociólogo Avelino Zamora Lingán

 Conocido es que cuando las transnacionales, de cualquier índole que éstas sean, ingresan a un país, lo hacen sembrando en las mentes de los pueblos la idea de “desarrollo”, obviamente la misma es asumida fácilmente debido principalmente a que ingresan a un país subdesarrollado o, para llamarlo más diplomáticamente, país en vías de desarrollo, del tercer mundo o de la periferia, etc. donde los, beneficiarios, usuarios o consumidores tienen un perfil socioeducativo y cultural débil o escaso. Para ello, en los países receptores no faltan quienes hacen de lobistas, de propagandistas de las transnacionales y son por lo general, los propios gobernantes, ministros, congresistas, alcaldes, presidentes regionales etc. los cuales arman toda una campaña mediática en favor del ingreso de los pulpos económicos, sin percatarse que en estos pulpos se personifica el mismísimo capitalismo salvaje. Así sucedió por ejemplo aquí en Cajamarca, cuando los gobernantes de turno, tanto locales como nacionales, no cesaban de decirle al pueblo cajamarquino “que la minería le iba a sacar del subdesarrollo”, “le iba a solucionar el grave problema del empleo”, etc. Han pasado más de 20 años de actividad minera, a cargo de la más grande transnacional llamada Newmont y el pueblo de Cajamarca continúa hundido en la pobreza y en la corrupción, ocupando el mismo lugar que ocupaba antes de la llegada de la transnacional.
Transnacionales o multinacionales como el Grupo Gloria, Nestlé, Coca Cola, Monsanto, entre otras son verdaderos pulpos del capitalismo, especialmente del rubro alimentos y bebidas. Para tener una idea, las propias fuentes de la transnacional Suiza  Nestlé, indican que sus productos los comercializa en más de 130 países; fabrica alrededor de 10,000 productos diferentes, relacionados con alimentos y emplea a más de 250,000 personas de todo el mundo; y que vende más de 1000 millones de productos al día, lo cual les reporta un monto que supera los  90,000 millones al año. Mientras que, de otro lado,  Gloria, perteneciente al Grupo Gloria, fue fundada en 1941 por General Milk Company Inc. Esta mega empresa, de ser, en sus inicios, una pequeña empresa, instalada en Arequipa, con el nombre de “Leche Gloria de Arequipa”, ha pasado a ser una de las más grandes de su rubro, aquí en el Perú. Pues, hoy no sólo es una empresa dedicada al procesamiento de productos lácteos, sino que, igual que Nestlé, cuenta con empresas dedicadas a la fabricación de cemento, cajas de cartón, embaces flexibles, azúcar, alcohol, entre otras. Gloria es una mega empresa que se ha expandido a partir del año 2000 a más de 40 países en Sudamérica, América Central, El Caribe, Medio Oriente y África. Gloria es una empresa que empieza a cotizar en la Bolsa de Valores de Lima desde 1995. Como se puede apreciar tales empresas, hoy descubierta a una de ellas, vendiendo productos bamba, hecho que, sin ningún eufemismo, se puede llamar ESTAFA, no son cualquiera; pues, empresas como estas doblegan a cualquier gobierno o a cualquier Estado del mundo o a cualquier gobernante de turno. Monsanto, que es una de las multinacionales más poderosas del mundo, que controla, según fuentes internacionales más del 70 % de la producción, distribución y comercialización de los alimentos transgénicos en el mundo, Coca Cola y Nestlé, multinacionales que vienen apropiándose en complicidad con gobernantes del mundo, de las más preciadas fuentes de agua en África, Brasil y Colombia Y, la mega empresa Gloria le sigue los pasos a las anteriores por el camino del fraude, la corrupción y la estafa.
Además, la Mega empresa “Gloria”, con varios años de operaciones en el Perú, como ya indicamos, desde 1941, es la que se encarga de acopiar o mejor dicho comprar por debajo de sus costos de producción, el producto lácteo de las regiones, incluido de la de Cajamarca. Una empresa que, siendo estimado el costo de un litro de leche en s/.1.50 apenas paga al productor campesino s/. 0.80 céntimos, es decir más del 50 % por debajo de su costo de producción. Este intercambio absolutamente desventajoso e injusto, para los productores de leche de la sierra peruana, posiblemente sea una de las poderosas razones por la que el campesinado peruano jamás saldrá de la situación de pobreza.   Pese a ello, dicha mega empresa significa la “Gloria” para los productores de leche, en la medida que el acopio de su producto le significa ingreso económico efectivo, con el cual adquieren los productos urbano-industriales caros.
Pero hasta hace poco, aquí en Perú, nadie se percataba del rostro siniestro de dicha mega empresa, quien venía, no se sabe desde cuando, estafando y envenenado a la población, no sólo peruana sino que probablemente de los otros 40 países, entre ellos Panamá, quien lo pilló vendiendo leche bamba, tal vez en complicidad, con los gobernantes de turno, quienes no sería raro, que igual que en el caso ODEBRECHT, Lava Jato, minería, también reciban coima. En todo caso, tales gobernantes, son quienes configuran, imponen el modelo del libre mercado, donde los agentes económicos operan como si fuera en la jungla, sin ningún control, fiscalización, ni leyes o normas que frene el libre albedrío de los pulpos económicos locales y extranjeros. El problema se agudiza cuando los gobernantes de turno abandonan a la población rural y a sus actividades agropecuarias; al igual que a los pueblos urbano- marginales, puesto que, han pasado más de 190 años de vida republicana y hasta ahora no existe un proyecto desarrollo nacional, no existe un proyecto país, no existen ni han existido  gobernantes interesados  en desarrollar un poderoso y competitivo mercado interno, en general, no existen gobernantes con conciencia nacional, identificados con la patria peruana. Lo que existen son gobernantes y una clase política criolla corrupta y carente de valores éticos y morales, que ha vendido la falacia respecto a que sólo la “inversión privada” extranjera, vale decir las transnacionales, sacarán del subdesarrollo  al Perú. Esto no es más que venderle humo a la población peruana, lo cual ha venido sucediendo desde la llamada “independencia” en el año 1821; mientras que la clase política criolla, hoy convertida casi en pandillas de delincuentes, engorda cada vez más sus cuentas bancarias, sus bienes raíces, etc. La pregunta es de sentido común ¿A qué extranjero le interesaría que nuestro país se desarrolle? O ¿Qué otro país dejaría de buscar su propio desarrollo por buscar el desarrollo del Perú? Pues hay que ser un ingenuo para creerse ese argumento de “sólo la inversión privada extranjera” sacará al Perú del Subdesarrollo.
A los inversionistas privados, sean éstos mineros, petroleros, o acopiadores como la empresa Nestlé o Gloria, entre otras, lo que les interesa es invertir en el país sí, pero las ganancias lo retornan a su país de origen, mientras que al país o en los pueblos donde instalan sus operaciones dejan “caramelos”, “chicles”, limosnas, es decir migajas, comparado con la inmensa riqueza que se llevan. Lo que sí dejan mucho es desintegración social, corrupción, pérdida de valores, y pobreza. En este contexto, un país jamás podría lograr su desarrollo, más aún cuando de esas migajas, una parte se hace humo en el proceso de la mega corrupción. En un contexto, donde quien reina es el Libre Mercado, con el mayor descaro y desfachatez desde 1990, no es extraño que las empresas sean extranjeras o locales, operen como los zorros en el corral de gallinas o como los lobos entre las ovejas, repito, sin ningún control, ni fiscalización. Las instituciones creadas por el Estado disqué “para fiscalizar”, llamadas INDECOPI, SUNASS, OSINERGMIN, SUNAT, OPSITEL, Contraloría, Defensoría del Pueblo, etc., etc., son entidades burocráticas, cuyos funcionarios, con jugosos sueldos, sólo sirven para perseguir  a los medianos, pequeños y micro empresarios, a los ambulantes, en fin, al bodeguero de la esquina, pero ante los pulpos económicos son entidades absolutamente débiles, que se arrodillan y le rezan el padre nuestro. Son entidades que, en realidad deberían desaparecer, porque no pueden estar succionado el sudor y la sangre de los mas pobres mientras las transnacionales y los grandes empresarios criollos se dan el lujo hasta de envenenar al pueblo con sus productos bamba.
El caso Gloria, al igual que los casos de ODEBRECHT, Lava Jato, así como lo que sucede con las empresas mineras, no responde a la casualidad, ni tampoco al azar o a “errores”, como quieren hacer creer los políticos, los felipillos, los lobistas empresariales o algunos ideólogos del capitalismo. Toda esta situación responde a que el capitalismo con su modelo neoliberal se ha convertido en un sistema verdaderamente salvaje, saqueador, depredador, y estafador. ¡RESPONDE A LA LÓGICA DEL MERCADO!!  “El fin justifica los medios” afirmaba Nicolás Maquiavelo, para el caso de los gobernantes y la política; hoy esta frase se extiende al aspecto económico. El fin de las multinacionales, de las megaempresas y grandes empresas es la ACUMULACIÓN DE CAPITALES, ES LA GANANCIA, EL LUCRO O LA RENTABILIDAD. Ahora los medios para lograrlo no importan, sean éstos legales o ilegales; morales o inmorales; éticos o no éticos; tengan rostro humano, o no tengan rostro humano; tengan espíritu social o no la tengan. El fin es la ganancia, el Lucro, la Rentabilidad. Para eso sirve el LIBRE MERCADO. Con tal de que el proceso de acumulación capitalista esté asegurado, el resto no importa. Por ello es que cuando algún político izquierdoso, rojo o ambientalista, propone, menciona, afirma respecto a que es necesario cambiar el modelo económico neoliberal, o de libre mercado, los empresarios, los capitalistas en general y sus políticos neoliberales se rasgan las vestiduras, se les pone los pelos de punta, ponen el grito en el cielo y piden a gritos un exorcista para que expulse el diablo del cuerpo de quienes osaron lanzar semejante herejía. Y es que el libre mercado es para los capitalistas como el alma lo es para el diablo.   
Escrito: Junio del 2107 

2 comentarios:

Ana dijo...

Buenas tardes,

Mi nombre es Ana Dávila y trabajo en el área de comunicaciones de neuvoo para Perú. Estamos haciendo una búsqueda de los mejores blogs de Latinoamérica y nos topamos con el suyo. Neuvoo.com es un motor de búsqueda de empleo canadiense, actualmente en expansión en América Latina, presente en más de 60 países alrededor del mundo. Su blog nos llamó mucho la atención debido a que su contenido es relevante para lo que hacemos en nuestra compañía.

Nos interesaría saber si existe la posibilidad de publicar alguno de nuestros artículos en su blog. Todos se relacionan con la búsqueda de empleo y cómo hacerla más fácil para todos.

Gracias de antemano y quedo atenta a sus comentarios.

Saludos,

Ana Dávila
ana.davila@neuvoo.com

jasonbob dijo...

yeezy shoes
curry 5
nike sb dunks
supreme clothing
golden goose
off white x jordan 1
yeezy 500
goyard
lebron 18
cheap jordans